Comúnmente relacionamos al profesional de la salud con los doctores en medicina, lo cual no es un error, efectivamente los médicos forman parte de los profesionales de la salud, sin embargo, no son los únicos.

Dentro de este universo podemos encontrar muchas otras profesiones y oficios que no pensarías que están relacionadas, pero que son de igual importancia dentro del área de la salud.

De hecho, podemos llamar profesional de la salud a cualquier persona que haya completado en su totalidad algún curso de estudio que se encuentre dentro del campo de la salud, como lo es la medicina, la fisioterapia, la farmacia, la enfermería e incluso a la psicología.

Todo aquel que se haga profesional sanitario debe estar autorizado por alguna agencia gubernamental, o en su defecto certificado por una organización profesional.

Dentro de los profesionales de la salud suelen dividirse tres grandes ramas que hacen referencia a la atención en la salud, estos son la atención primaria, los cuidados de enfermería, y la farmacoterapia.

Aquellos a quienes solemos acudir cuando presentamos problemas son los de atención primaria

En este caso hablamos de aquellos médicos que tienen la capacidad de establecer distintos tipos de diagnósticos y tratamientos, en términos generales, y son quienes nos derivan con atención con especialistas en caso de ser necesario.

Dentro de esta categoría encontramos a los médicos generales, y a los médicos osteópatas, quienes están especializados en la medicina interna, familiar y pediatría.

Además, contamos con los ginecólogos y obstetras, quienes se especializan en el bienestar de la mujer en general y todos los cuidados prenatales. Es común que las mujeres tengan a un ginecobstetra asignado como su médico de cabecera.

Los profesionales de enfermería suelen ejercer como proveedores de la atención primaria en pediatría, medicina familiar y geriatría, que hace referencia al cuidado y atención de adultos mayores.  

Y por último tenemos a los asistentes médicos profesionales, estos brindan una gama bastante amplia de servicios, a colaboración con algún osteópata o médico.  

En la rama de cuidados de enfermería tenemos diferentes divisiones

En principio los profesionales certificados en enfermería, que son aquellos que poseen una licencia otorgada directamente por el estado, y son capacitados para brindar atención a aquellos enfermos.

También contamos con los profesionales en enfermería registrados, estos son quienes han cursado estudios en algún programa específico de enfermería, y aprobado los exámenes que presenta la junta estatal.

Por último, tenemos los profesionales en enfermería avanzada o superior, quienes poseen educación y experiencia que conlleva muchas más habilidades y conocimiento que la capacitación básica.

Dentro de los últimos mencionados, podemos encontrar tres divisiones más:

Los especialistas en la enfermería cínica, quienes se capacitan en diferentes campos, como la psiquiatría, el cardíaco, o la salud comunitaria.

El personal certificado de enfermería obstétrica, los cuales son capacitados para atender el cuidado prenatal, asistir un trabajo de parto, y atender necesidades de nacimiento, más cuidados posteriores al parto.

Y por último, el personal certificado de enfermería anestésica, estos se capacitan en todo lo que tiene que ver con el campo de la anestesia. En este caso tienen participación en cirugías o exámenes especiales que requieran su formación.  

Los farmacéuticos también forman parte de la lista de profesionales de la salud

Graduados de su universidad de preferencia en la facultad de farmacia, los farmacéuticos se encargan de preparar y procesar todas las recetas de medicamentos que utilizamos cuando requerimos de algún tratamiento.

A su vez, el farmaceuta es un proveedor de información para aquellos pacientes que han sido recetados con distintos medicamentos, para así comprender a totalidad los efectos que el mismo tendrá en el cuerpo del paciente.

Dentro de las diferentes tareas del farmacéutico también encontramos el seguimiento, para así llevar un registro verificable del progreso que pueda mostrar un paciente tras el uso seguro de algún medicamento.  

Además, contrario a la creencia popular, el farmacéutico puede ser proveedor de atención médica con lo que respecta a las dosis, efectos secundarios e interacciones que presentan los distintos medicamentos.

Así como también recetar medicamentos por sí mismo y evaluar el estado de salud de las personas.

El proveedor de atención primaria está en capacidad de remitirnos a profesionales especializados

En caso de ser considerado un especialista para lograr llegar a un diagnóstico acertado, aquel que fue nuestro proveedor de la atención primaria que necesitábamos se encargará de informar cuál será el profesional especializado que podrá darnos una mejor perspectiva.

Dentro de esos profesionales encontramos endocrinología, dermatología, oftalmología, psiquiatría, urología, entre otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.